Cardiología Miércoles 17 de Febrero

Tratamiento de dislipemia: clave para prevenir la enfermedad cardiovascular en la mujer

Dra. Dana Miralles. Dra. Cecilia Santopolo. Especialistas en Cardiología. Instituto Cardiovascular de Rosario.

El principal objetivo es la reducción del colesterol LDL

La enfermedad cardiovascular es la primer causa de muerte en la mujer. Se estima que una de cada dos mujeres morirá a causa de un evento cardiovascular, lo cual representa más muertes que las debidas a EPOC o cáncer combinadas. Aunque los principios de valoración del riesgo y el manejo sean igual para los dos sexos, hay que poner un énfasis especial en algunos factores de riesgo que presenta la mujer de forma diferente al hombre, como la diabetes (que en las mujeres multiplica el riesgo de enfermedad cardiovascular por cinco y en los hombres por tres), el tabaquismo, el sobrepeso, el uso de anticonceptivos orales y la dislipemia, la cual tiene una alta prevalencia en las mujeres. El manejo de la misma es la piedra angular en la prevencion primaria y secundaria de un evento cardiovascular (infarto, ACV, angina de pecho). 

La dislipemia es la alteración en los niveles de lípidos (grasas) en sangre (fundamentalmente colesterol y triglicéridos). El Colesterol es necesario para producir hormonas, vitaminas y sales biliares, y es un componente esencial de las membranas de las células. Por lo tanto tener “Colesterol” no es malo para la salud, lo que es perjudicial es su exceso.

Existen distintas Lipoproteínas que transportan colesterol, pero las que se utilizan para determinar los valores de colesterol en sangre son:

  • LDL o lipoproteína de baja densidad conocido como “Colesterol Malo” o Colesterol LDL. Altos niveles de LDL producen depósitos de colesterol en las arterias, lo que lleva a la aterosclerosis, incrementando el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, como infarto de miocardio. 
  • HDL o Lipoproteína de alta densidad o “Colesterol bueno” o Colesterol HDL.
    La HDL lleva el colesterol desde diferentes partes del organismo hacia el hígado, evitando que se deposite en las arterias. Cuanto más alto son los niveles de HDL, menor es la posibilidad de desarrollar aterosclerosis.  
  •  Los Triglicéridos, también son transportados por lipoproteínas. Su función en el organismo es la de mantener reservas energéticas que el organismo utilizará cuando sea necesario.Las personas con sobrepeso, las que consumen una dieta con alto contenido en grasas o azúcares, o beben alcohol en exceso tienen mayor riesgo de tener triglicéridos elevados, que también son perjudiciales para la salud. 

Cuando se menciona el término “Colesterol total”, se hace referencia a la suma del colesterol presente principalmente en las Lipoproteínas LDL y HDL y otras Lipoproteínas.

Es importante tener en cuenta que los valores de colesterol óptimos pueden variar si se padece alguna enfermedad como diabetes o enfermedad renal, o bien si la persona tiene alguna forma de enfermedad aterosclerótica como obstrucción de las arterias de las piernas o del corazón, o tiene antecedentes de infarto de miocardio, o accidente cerebrovascular.

Las mujeres experimentan un número de cambios hormonales durante sus vidas como en la pubertad, la menarca y la menopausia. Cada uno de estos cambios puede alterar el nivel de colesterol de diferentes maneras

Dentro de estas etapas cabe destacar que es la menopausia la que más significativamente altera el perfil lipídico, aumentando los niveles de LDL, el colesterol total y disminuyendo los niveles de HDL. Estos cambios se han asociado a un aumento en el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Causas de dislipemia 

El tipo más común de Hipercolesterolemia es el causado por un estilo de vida poco saludable. El 95 % de las personas padecen este tipo de dislipemia, debido a:

  • Mala alimentación: una dieta con alto contenido en grasas, ocasiona un aumento de los lípidos en la sangre y su acumulación exceso en órganos o tejidos, como las paredes de las arterias.
  • Sedentarismo: la falta de ejercicio aumenta el colesterol LDL (malo), y reduce el colesterol HDL (bueno).
  • Obesidad: las personas con sobrepeso u obesas tienen aumentado su contenido de colesterol en sangre.
  • Tabaquismo: fumar reduce la cantidad de colesterol bueno (colesterol HDL).
  • Exceso de consumo de alcohol: aunque cantidades moderadas de alcohol pueden elevar el colesterol HDL, el alcohol también puede elevar los niveles de triglicéridos. 

Otro tipo de dislipemia es la denominada Hipercolesterolemia Familiar, su origen es genético y se observa en los integrantes de ciertas familias, inclusive en los niños. Este tipo de hipercolesterolemia es poco frecuente

Consecuencias

La formación de placas de colesterol en las paredes de las arterias, con su posterior estrechamiento, se denomina Aterosclerosis. Cuando la aterosclerosis afecta las arterias coronarias, el músculo cardíaco recibe menos sangre y por lo tanto menos oxígeno y nutrientes, necesarios para su correcto funcionamiento. A esto se lo denomina Enfermedad Coronaria. Otros territorios afectados frecuentemente por la aterosclerosis son las arterias del cerebro y de las piernas. Controlar los niveles de colesterol ayuda a prevenir o retrasar problemas de salud serios como Infarto de miocardio o accidente cerebrovascular

Aunque la enfermedad de base es la misma: la aterosclerosis, la aparición en las mujeres se retrasa casi una década respecto a la edad en la que suele darse en los varones y ésta evoluciona de una forma distinta. La placa de la mujer tiende a erosionarse, la del hombre a fracturarse. Esto hace que muchas veces la clínica y la sintomatología de las féminas sea distinta, retrasándose el diagnóstico e, incluso, la utilización de recursos sanitarios.

 Prevención y tratamiento

El tratamiento de la dislipemia es una pieza más del tratamiento integral del riesgo cardiovascular. El principal objetivo es la reduccion del colesterol LDL. El tratamiento involucra siempre cambios en el estilo de vida y, según la valoración del especialista, medicación.

En la actualidad el tratamiento farmacológico de las dislipemias no solo considera el valor númerico del colesterol (principalmente el LDL), sino que se aboca a la evaluacion del riesgo cardiovascular de cada paciente en particular, teniendo en cuenta los antecedentes de enfermdad cardiovascular, la presencia de diabetes, enfermedad renal, sexo y edad entre otros.

Los fibratos son drogras de elección en el manejo de las hipertrigliceridemias. Las estatinas han demostrado ser muy eficientes en reducir el colesterol total, el colesterol LDL y también, aunque en menor grado, en reducir triglicéridos y aumentar el colesterol HDL. Estan indicadas como primera línea en mujeres de alto riesgo con enfermedad ateromatosa o en prevención secundaria. Es importante destacar que todo aquel paciente que inicie tratamiento con este tipo de medicación, debe ser controlado por su médico de cabecera con laboratorios periódicos. 


NOVEDADES

03/11/2019

Cirugía virtual y reconstrucción 3D de cráneo

El Servicio de Neurocirugía del Sanatorio Británico realizó una intervención de un tumor de meninges con una innovadora técnica, asistida por neuronavegación intraquirúrgica.