Neurociencias Martes 27 de Octubre

Un estilo saludable de dormir

Dr Claudio Aldaz – Especialista en Neurología – Le Sommeil.

Evitar la cafeína, hacer ejercicio físico en un horario adecuado y mantener una alimentación nutritiva son algunos concejos para estimular el sueño.

En estos tiempos que correr, dormir bien no es tarea fácil. El especialista recomienda tomar ciertos hábitos y conductas para lograr un sueño reparador, indispensable para una buena calidad de vida. 

Por la mañana: Levántese a la misma hora todos los días. Tome una taza de café, té o chocolate caliente si le agrada y si no le causa molestia. Coma un desayuno nutritivo. Comience su rutina diaria con mucha energía y de buen humor.

Al mediodía: Coma un almuerzo nutritivo. Evite el alcohol, la nicotina y la cafeína. Haga ejercicio por la tarde.

Por la noche: Coma una cena nutritiva. Interrumpa sus labores y comience a relajarse antes de la hora de acostarse a dormir. Coma un refrigerio pequeño. Limite pero no omita los líquidos. Antes de irse a la cama disfrute de alguna actividad relajante. Asegúrese que el ambiente de su dormitorio lo lleve a dormir bien, que sea preferiblemente frío, oscuro y silencioso.

Durante la noche: Descanse y duerma un número razonable de horas sin interrupciones.

Consejos para dormir

Mantenga un horario regular para dormir

Un reloj circadiano regula nuestros ciclos de dormir y estar despiertos y el equilibrio entre ellos. Es útil acostarse y levantarse a la misma hora para lograr tal equilibrio. Es aconsejable evitar dormir más durante los fines de semana para no tener problemas con el sueño entre semana. Evite la cafeína, ya que es un estimulante y los estimulantes pueden interferir con el sueño. La cafeína en productos como el café, té, bebidas gasificadas y chocolate, permanecen en el cuerpo un promedio de 3 a 5 horas, pero pueden afectar a algunas personas hasta 12 horas más tarde. Su consumo por la tarde puede afectar su sueño, trate de evitarlo. Aunque usted crea que la cafeína no le afecta, podría interrumpir la continuidad de su sueño. Evítela 6 horas antes de acostarse a dormir le puede ayudar a dormir mejor.

El ejercicio a la hora adecuada estimula el sueño

Por lo general, el ejercicio facilita el sueño y contribuye a un sueño más reparador. Sin embargo, el ejercicio inmediatamente antes de irse a la cama hace más difícil el dormirse. Cuando la temperatura del cuerpo comienza a disminuir, la tendencia al sueño aumenta. La temperatura del cuerpo aumenta durante el ejercicio, y su descenso se puede demorar unas cuantas horas, lo que explica por qué el ejercicio muy cerca de la hora de dormir puede interferir con el sueño. Haga ejercicio, por lo menos tres horas antes de acostarse a dormir.

Use rituales relajantes a la hora de dormir

Una actividad rutinaria y relajante le facilitará quedarse dormido. Por ejemplo, trate con un baño tibio (la temperatura aumenta pero baja rápidamente después del baño). Si leer ó escuchar música lo relajan, hágalo, pero no en la cama. Si no puede evitar la tensión y el estrés, podría beneficiarse al aprender técnicas relajadoras con un profesional.

Aprenda a crear un ambiente que estimule el sueño

La mayoría de la gente duerme mejor en un ambiente fresco, silencioso y oscuro. Revise su dormitorio para detectar ruidos y otras distracciones. Estas distracciones incluyen ronquidos, movimientos bruscos repetidos de su pareja y un ambiente demasiado húmedo, seco, tibio o frío. Su cama deber ser cómoda para usted y su pareja.

Si Usted tiene dificultad para dormir...

Aprenda a asociar su cama con el sueño y el sexo: utilizar su cama sólo para dormir y tener relaciones sexuales (y no para leer o mirar televisión) refuerza la asociación psicológica entre la cama y el sueño. 


NOVEDADES

03/11/2019

Cirugía virtual y reconstrucción 3D de cráneo

El Servicio de Neurocirugía del Sanatorio Británico realizó una intervención de un tumor de meninges con una innovadora técnica, asistida por neuronavegación intraquirúrgica.